domingo, 3 de junio de 2012

Sopa de pollo y jengibre

Ya tengo mi compuuuuuu!!! XD!
Así que acá va uno de los posts que tenía escritos pero que no podía publicar porque no podía editar las fotos, jeje.

:)

Hace un tiempo, muuucho tiempo, Karla vino a mi casa para ver cositas de la organización de un pequeño evento que voy a llamar "La boda de Karla y Mau".

Lo único que voy a comentar de este evento es:

1. Que chivaaaa!
2. Me siento como vieja...

Y bueno, ese día la pobre venía refriada, así que decidí hacer sopa, y yo NUNCA hago sopas, cremas si, mmm!, pero las sopas no me gustan. Excepto esta, aparentemente.

Cuando yo estaba en un coro, hace 300 años, solíamos ir a un chino después de los ensayos, íbamos al "Campeón del Sur" por el Centro Comercial del Sur (yo soy de Guanacaste, si me preguntan como se llama ese barrio, yo lo único que puedo responder es "San José"), ahí yo comía un número limitado de platos: taco chino (mmm!), filet de pescado empanizado (es uno de mis puntos débiles, siempre que me ponen uno enfrente se me salen las babas), plato de hongos chinos y camarones (en ocasiones especiales, porque ese si costaba más de ¢1.000), y la sopa de pollo y jengibre, que la soprano principal del coro siempre se tomaba porque el jengibre es amigo de los cantantes.

Pensando en esa sopa decidí hacer mi versión, porque a mi el pollo chino realmente no me gusta, me gusta el lechó y la res, pero el pollo no, entonces siempre quise hacermela y poder gozarla 100%.

Esta es, a mi me parece que quedó hiper buena, y que es perfecta para estas lluviecitas que están empezando a caer en las noches, que enfrían (GRACIAS DIOS!) el calorón de las mañanas y tardes. Es una sopa con poca grasa, carne blanca, espinacas, papas, y el picosito del jengibre (es como el 3ero en este post, pero no me importa: mmm!).


Es la sopa que logró que me gustaran las sopas.

Cantidad: 4 porciones

Ingredientes:

• 600 gr. de pechuga de pollo, deshuesada
• Unas 5 tazas de agua
• 3 ajos enteros pelados
• 1 cebolla partida en 4
• 3 hojas de laurel
• Tajaditas de jengibre, pelado, al gusto
• Sal y pimienta al gusto
• 8 papas medianas
• 2 rollos de espinacas
• unas 4 ramitas de culantro, picado finito
• 1 limón

Preparación:


1. Lo primero es cocinar el pollo y hacer el caldo. Para eso colocamos el pollo en una olla, agregamos el agua, ajos, cebolla, hojas de laurel, jengibre, y sal y pimienta al gusto, y dejamos hervir, luego tapamos y dejamos cocinar a fuego bajo hasta que esté el pollo.

2. Mientras se cocina el pollo picamos las papas en cuadritos, sacamos el pollo para separarlo en pedazos grandecitos, y agregammos las papas al caldo para que se cocinen.

3. Sacamos del caldo los ajos, cebolla y hojas de laurel (yo le dejo el jengibre) y agregamos el pollo y espinacas. Una vez que están las espinacas rectificamos la sal y pimienta, y listo!

Al servirlo exprimimos un poquito de jugo de limón sobre la sopa y le ponemos una cucharada, más o menos, de culantro, y a comer!


4 comentarios:

Capricornio dijo...

Una sopa que cura el resfrio, nos hace sopranos aún sin ser cantantes y alivia el sentimiento de extrañar tus nutritivas y encantadoras entradas.
Vaya que ha sido bastante el tiempo de espera. Pero que bueno que estés de regreso. El jengibre puede robarse el show del sabor de un plato, pero también puede saturarlo. En la medida perfecta es exquisito.
Y viene en un tiempo justo esta sopita. En cualquier momento la estaré estrenando en casa. Saludos.

guipipia dijo...

Holaaa! Si ha sido largo la espera, yo sin compu en la casa me estaba volviendo loca, pero ahora ando feliz! Gracias por pasar y por las palabras lindas :)

Me contás cómo te va si la hacés! Un abrazo!

Dee Fuentes dijo...

Demasiado bueno

Dee Fuentes dijo...

Demasiado Buena hace tiempo no la hacia

Publicar un comentario